MOAB & ASOCIADOS

Inicio » Marcas » La importancia de proteger tu marca en China

La importancia de proteger tu marca en China

marcas

China se ha convertido en un objetivo clave en las estrategias de internacionalización de las empresas españolas.  Pero al mismo tiempo, este mercado compuesto por millones de potenciales consumidores se convierte  a veces en una grave amenaza para las marcas españolas si no se tienen en cuenta algunas de sus peculiaridades.

Y es que, aunque los derechos de propiedad intelectual han sido reconocidos y protegidos en China desde 1979, su ingreso en la OMC en 2001 ha marcado el inicio de un largo proceso de adaptación de la legislación china a los estándares internacionales de protección de la propiedad intelectual.

Las marcas no registradas ante la Oficina de Marcas en China no gozan de protección legal en el país, ni siquiera aquellas de prestigio internacional. Por otro lado, la  titularidad de la marca se concede por orden de solicitud, lo que hace necesario que las empresas españolas registren su marca como primer paso antes de iniciar su actividad.

Además, las  marcas hay que ajustarlas a las características de las  diferentes lenguas. Cualquier error  en estas cuestiones puede salir muy caro.  Si una empresa no tiene en cuenta la elección de un nombre chino adecuado para su marca, se expone a que lo hagan otros, con las consecuencias que ello implicaría.

Entre las ventajas que pueden obtenerse de registrar una marca en China encontraríamos:

  • El efecto disuasorio, ya que si se publicita y es conocido que la marca está registrada en China, los potenciales infractores chinos saben que están lesionando derechos protegidos en su propio país, y que el perjudicado goza de la protección administrativa, judicial y aduanera del gobierno chino.
  • Agilidad en la reclamación y mayores posibilidades de éxito.
  • Gozar de la protección de la Aduana china en la salida de mercancías denunciadas como copia o falsificación.
  • Actuación de oficio por parte de la Unidad de Crimen Económico de la policía china.

El registro de una marca en China en sí es prácticamente igual que en otra nación de otro país firmante del Arreglo de Madrid, con algunas diferencias, como el que no se admiten las marcas sonoras u olfativas, o que las marcas registradas en caracteres latinos y caracteres chinos son consideradas marcas diferentes -por lo que deben registrarse por separado para lograr su protección-.

Para el registro de la marca en China podemos ir a) vía nacional: directamente en China presentado una solicitud de registro en la Oficina de Marcas de China. Este procedimiento puede llegar a durar entre 36 y 48 meses; b) bien vía internacional: a través de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI). La duración aproximada de este procedimiento es de 18 meses.

Una vez registrada, la marca gozará de la protección administrativa y civil de los tribunales y también de las autoridades aduaneras chinas.

¿De qué manera podría defenderme ante el plagio de mi marca en China?. Existen tres vías de reclamación:

1. Negociación directa con el infractor: envío de cartas de advertencia a la empresa infractora y cartas de queja a la autoridad local correspondiente pueden surtir efecto. Sería el paso previo a la reclamación administrativa o judicial.

2. Acción administrativa. Es la vía más empleada. La gestión y protección de las marcas y patentes en China se encuentran bajo la competencia de distintas instancias administrativas, que están encargadas de supervisar el respeto a los derechos de la propiedad industrial, evitar la competencia desleal, llegar a acuerdos extrajudiciales y resolver disputas sobre esos derechos. Es la vía más rápida; sin embargo, existe la posibilidad de que se produzcan fenómenos de proteccionismo local y de que las indemnizaciones al afectado sólo se den en muy raras ocasiones.

2. Acción judicial:

–  Proceso civil: con un abogado cualificado para el ejercicio profesional en China.

– Proceso penal: a través de la policía o de fiscalía. Es una vía de reclamación más costosa y lenta, aunque la única vía real para solicitar indemnizaciones.

En todo caso, la inscripción de la marca en China facilitaría y agilizaría significativamente la reclamación por cualquiera de estas tres vías.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

PUBLICACIONES ANTERIORES

Introduce tu email aquí para recibir notificaciones de nuestras publicaciones en tu buzón de correo electrónico.